El Museo de la Paz invita a pasar gratis en su decimoquinto aniversario

2013/11/25

Las entradas, que tendrán validez hasta febrero del próximo año, se repartirán en tiendas y establecimientos hosteleros de Gernika.

EL CORREO-IRATXE ASTUI| 

El Museo de la Paz de Gernika cumple este año su decimoquinto aniversario -abrió sus puertas 7 de abril de 1998- y la fundación encargada de gestionar el centro cultural, único de su estilo en España, ha querido celebrar la efeméride con el reparto de invitaciones gratuitas entre las personas interesadas en conocer sus instalaciones. «Se distribuirán miles de entradas gratis con la colaboración de comerciantes y hosteleros del municipio», señaló la directora, Iratxe Momoitio.

Cada pase posibilitará la entrada de cuatro personas y será válido «hasta el 28 de febrero del año que viene», apuntaron. El Museo de la Paz aborda principalmente la historia de la villa foral y el bombardeo de la villa el fatídico 26 de abril de 1937. El julio de 2002 pasó de ser un museo exclusivamente municipal, a convertirse en una Fundación en la que están, como patronos fundadores, el Ayuntamiento, la Diputación y el Gobierno Vasco.

A partir del año 2003 el centro «reabre sus puertas renovando su perfil y ampliando sus posibilidades. Ha crecido como un espacio para sentir y vivir y en el que podemos pensar que a la paz podemos darle forma entre todos», recalcó. El recinto es miembro activo de diferentes redes nacionales e internacionales como International Network of Museums for Peace, el Consejo Internacional y Museos (ICOM) o el Foro de Asociaciones Por la Paz y los Derechos Humanos. Su misión es, de hecho, «conservar, exponer, difundir, investigar y educar al visitante en las ideas básicas de la cultura de paz y lo que ella ha tenido y tiene que ver con la historia de Gernika-Lumo, para que junto al trabajo de otras organizaciones la localidad, Bizkaia y Euskadi sean referentes del trabajo a favor de la paz y de la cultura», explicaron.

Coloquio internacional

En este sentido, Gernika ha participado esta semana en el coloquio internacional ‘Deber de la Memoria para una Cultura de Democracia y Paz’, impulsado por la Secretaría Distrital de Cultura, Recreación y Deporte, la Escuela Superior de Administración Pública y el Centro de Memoria, Paz y Reconciliación de Bogotá. En el encuentro ha estado representado por el alcalde de la localidad, José Mari Gorroño, que donó a la ciudad colombiana una réplica del ‘Guernica’ de Picasso realizada en cerámica.